Entrevistas/Personalidades

Cintas Pepe: “Existe la idea de que estamos en un momento de iluminación para el Punk en México, pero se estan fundiendo muchos focos”

Hay cosas que caen por su propio peso, y una de ellas es que si no tienes alguna edición de Cintas Pepe en tu estantería, es que no te gusta el Punk. Entre la docena de discos que hay en su catálogo puedes encontrar Punk de reminiscencia ibérica, Hardcore, algo de PostPunk, ruido, cochambre perturbadora, y grafismo decadente pero estimulador. Un abanico de estilos entre los que sus responsables, Kuble y Yecatl, bucean rescatando lo más indigesto: del fango a vuestros giradiscos. En este universo de contactos y frenética actividad, surgen un manojo de proyectos, musicales o no, dirigidos con ética y estilo, padeciendo a ratos la inevitable sobrecarga de las mentes inquietas Buenos conocedores de lo que se mueve en América Latina, y en el resto del mundo (incluso tuvieron su época de interés por Webeloss y su entorno), hacen el trabajo sucio que no tantos están dispuestos a hacer. Sucio pero imprescindible. Y gratificante al final de la jornada.


No hemos querido desaprovechar la oportunidad de llevar hasta vuestras casas algo más de luz sobre lo que esta pasando en México, que os sacará de vuestra zona de comfort primermundista, mediante esta charla en un juvenil antro de la colonia Roma, no muy lejos de la entrada del concierto de Qloaca Letal, ya bien ambientada con punks sedientos de mugre.

 

 

Se han cumplido siete años desde que empezásteis con el sello, ¿en qué estado se encontraba entonces la edición independiente de Punk en México?

Kuble: Inexistente. O bueno, existía algo, pero nada organizado, ni chido. A mi parecer no había nada que valiera la pena.
Yecatl: Siempre ha habido gente editando discos, pero aquella época era todavía la transición del Cd. Las ediciones en vinilo eran escasas. Recuerdo la edición de un 7″ de un grupo de Monterrey llamado Menosválidos, y también Antimaster se habían autoeditado su Lp.

¿Había sellos?

Y: Criptas había estado sacando cosas. La Furia de las Calles, que es un colectivo de punks anarquistas, editaban discos, pero no eran muy constantes. En aquella época se enojaron mucho porque nosotros decíamos que nadie estaba editando cosas…
K:…y que eramos el único sello chingón.

¿Hubo polémica? Contad, contad…

Y: Eramos jovenes y nos sentíamos habladores (risas). Teniamos un amigo que trabajaba en La Jornada, un importante diario de izquierdas. Él nos entrevistó, cuando sacamos el Brutales Matanzas (N. del R: a partir de ahora BM), y dijimos cosas así como -Ahorita todo el mundo saca mierda, todos son unos pinches güevones…-
K:-…a nadie le interesa hacer nada…-
Y: Y así salió. No en primera plana, pero si un articulo en la sección cultural del periódico que leen los punks que leen periódicos. ¡Y hubo réplicas muy agresivas! Lo peor de todo era que la presentación del BM era en su local, la Zona Autonoma Makhnovtchina. Ya no existe ese lugar.

Con las miles de bandas que existen aquí, ¿por qué no hay más sellos?

Y: La verdad es que en México ha habido siempre poca edición de discos. El otro día platicaba con Mateus, el amigo de Brasil que lleva Nada Nada Records, y me decía que allí puede haber editados unos cien discos de Punk de los 80’s. En México pueden ser veinticinco, y quizá me este pasando.

¿Funcionaba la autoedición entonces?

Y: Siempre ha habido personas en la historia del Punk mexicano haciendo discos. “San Felipe es Punk”, de Polo Pepo, es autoeditado. Yo le entrevisté en 2006 y me contó que se lo editó él solo, lo llevaba en su mochila y lo iba moviendo, regalando.. Historias muy locas. El famoso 7″ de Xenofobia también es autoeditado, si no me equivoco. Atoxxxico lo sacó PPR, que es Puro Pinche Ruido Records, la disquera de Trasher, que es de la banda. Herejía Punk Music es el sello que tenía el tipo de Herejía, y que editó unas setenta cintas de Punk mexicano y mundial. Ese fue un sello muy importante en México. Pero hay pocos sellos para la tradición de Punk que hay aqui. Es fácil conseguir todo lo que se ha editado hasta ahora.

Y ahora, ¿que pasa con la autoedición?

K: Hacer tus discos empezó más cuando podías tostar tus Cd´s.
Y: Yo creo que en México esta mal entedido el hazlo tu mismo. La verdad es que la gente si espera que lo haga otra persona. Es algo que he visto desde chamaco, cuando empecé a ir a conciertos de Punk. A partir de los 90’s, cuando aparece Criptas y la gente del espacio anarcopunk, me parece que ya si es una constante que haya sellos.

¿Qué os motivó a aportar algo a vuestra escena?

K: El que nadie editara vinilo, ni hiciera las cosas como nosotros pensábamos que debian hacerse. Además vimos algunas bandas nuevas que nos latían, e incluso nosotros mismos queriamos editar algo. Entonces dijimos -¿Por qué no vamos a intentarlo?-
Y: Era un momento raro porque se sentía la muerte del Crust, los grupos iban desapareciendo, y a la vez estaban saliendo Los Monjo, Crimen, Ratas del Vaticano, tocábamos Inservibles, en Puebla había una movida que estaba buena también.. Creíamos que era una buena manera de impulsar eso.
K: Hacer que gente de otros lados los escuchara.
Y: Y como no teníamos tanto dinero para editar disco a todos, se nos ocurrió sacar el compilado (BM). Y funcionó. De algún modo consiguió emocionar a mucha gente. No digo que hayamos sido los culpables de todo aquello, porque ya había una inercia, se veía que algo iba a pasar. Ayudó a que nos hicieramos amigos y contactos, más que otra cosa.

 

 

El Brutales Matanzas fue vuestra primera edición y tocasteis la gloria con los dedos, con una gran respuesta de crítica y público, ¿cómo lo veis ahora con la distancia?

Y: No nos dimos cuenta. Entonces estábamos jugando a tener un sello, y no sabíamos lo que estábamos haciendo. Nos juntamos, juntamos el dinero y lo sacamos en una prensa barata de aqui, que los membrearon en un mes. La rareza de ese disco esta en nuestra desorganización, más que nada. Fueron trescientas pinches copias y regalamos como cien, con la emoción…
K: A las bandas, y luego ya al que quería. Pero es increíble que haya llegado donde llegó. De hecho, para que se hypeara tardó un rato. Ya estábamos con la edición de los discos de Tercer Mundo, cuando empezó a costar un chingo, y la gente lo pedía.. Y hasta hoy que lo siguen pidiendo.
Y: Nos volvimos locos, y fue cuando dijimos -¡hay que seguir!-

¿Sigue vigente el mismo espíritu a día de hoy?

K:¡Si! Si no, no estaríamos sacando nada.
Y: No nos emocionan tantas bandas que salen, pero si algunas por las que podriamos endeudarnos un poco más.

Lo siguiente que tenéis ya listo es lo de Riña, ¿no?

Y: Si, ahora vienen muchas cosas: el Lp de Antisex, después el Lp de Cremalleras, y ya quedamos con los chicos de Tobi Records, de Chile, que vamos a coeditar un 7″ de Ignorantes. Y nos gustaría editarle algo a Desgrasia Jubenil, cuando no les de pena escuchar su maravillosa música grabada (risas).

Y la pregunta que toda banda puede estar haciéndose, ¿qué necesita poseer para ser inmortalizados por Cintas Pepe en formato físico?

Y: Naaaa… solo que nos guste. Planteado así pareciera que tenemos nosotros algún tipo de poder. Es cierto que, como dicen los gringos, se ha hypeado un poco el sello. Se acaban las ediciones, y eso ayuda a girar, pero cuando empezamos a editar discos a bandas, no es que hubiera tantos grupos.
K: Empezamos en base al compilado, y ya para entonces algunas bandas ni existian, ¿no?
Y: Si, y después de eso editamos a Morbo, de Peru, porque aqui no había tantas bandas que nos gustasen. Algunas desaparecieron, y Los Monjo y Ratas del Vaticano ya estaban en un sello, y editar a Inservibles se nos hacía muy malo.

Sacar bandas de Latinoamérica es una decisión premeditada, ¿no?

K: Si, de México para abajo.
Y: Si, esa era la idea. Excepto en Brasil, no se edita mucho vinilo en Latinoamerica. El otro día platicando con amigos chilenos de Ignorantes, Pesadilla, Daggas, Desperfecto, o Ansiedad, ellos sueñan con que se editen 7″ de su música.

¿Y no se plantean editarlo ellos mismos?

Y: Es muy dificil. Los envíos son muy muy caros. Es una realidad muy distinta a la de los gringos que editan y editan y editan a lo loco.
K: Y pueden mandar donde quieran. Cualquiera tiene Lp allí.
Y: Por otro lado, en lugares de Latinoamerica, como imagino que pasa en el Sudeste asiático y las nutridas escenas Punk de allá, no se pueden dar el lujo de editar un 7″ o algo así. Nuestra idea es, hasta donde lleguen nuestras posibilidades, ayudar a que eso pase.
K: Veíamos que bandas de aqui o de Sudamérica bien chidas, bien vergas, pasaban desapercibidas. Y se perdían para siempre. Entonces era importante que hubiera un registro de dichas bandas.

Yo tengo el BM, y el Lp de Morbo, pero no sé si se ha distribuido más por Europa.

K: Todas las ediciones llegaron. A Alemania, Francia…
Y: Jorge de Solo Para Punks nos pedía un buen número. Paco Mus también, y ahora nos ayuda con la distribución de Riña. Es que a ti no te gusta el Hardcore, Vera… (risas)

Asi es, pero el de Cremalleras es raro que se me pasara por alto, no sé… Estar al lado de EE.UU, que es el consumidor masivo de todo, incluido discos, ¿os ha beneficiado para mover material o no tanto?

Y: No, realmente. Cuando hemos girado por allá con algunas de nuestras bandas, hemos visto que viven en su burbuja. Los gringos no están muy informados, y compran lo que esta un poco de moda, como ahora las bandas de Nueva York. Su mercado es allí mismo. Los que nos compran para distribución son sellos pequeños de gente que ya lleva rato en el Punk. Antes que desapareciera Feral Ward, Yannick nos compraba un montón. Aaron, el chico de Blank Spell, con su sello también compraba. Y luego Paco, en Reino Unido. Los japoneses de Record Shop Base nos han llegado a pedir sesenta discos, que es un montón para nosotros. Pero siempre la misma gente, es constante.
K: No, no hemos tenido que aumentar nuestras tiradas por el consumo gringo.
Y: Ahora hemos subido a quinientas copias, en lugar de trescientas, pero no es tanto.

¿El Maximum R’n’R no les alecciona suficiente?

Y: El MRR no lo leen los gringos jovenes que tiran su dinero. Tiene su nicho de gente que ya conoce esa música o esos sellos. Si ves en la sección de shitworkers quién escribe, los conoces a todos.
K: Es para gente que ya esta clavada con esta música, no para quienes están esperando ver que sale ahorita.
Y: David, de Tercer Mundo, que ahora vive en N.York, me contó que todo el mundo sabe que los punks de Los Angeles y Nueva York odian al MRR. La locura llega al grado de que cada año, unos punks de Nueva York hacen una quema de ejemplares del MRR. Es chistoso, pero también impactante. Ese Punk neoyorkino es lo que esta de moda ahora.

Y en México y el resto de América Latina, ¿se compra algo?

K: En México hay como tres o cuatro personas que piden desde el BM, pero no pasa de ahí. Piden para ellos solo. De Brasil nos llegaron a pedir diez copias. Y de Costa Rica hay uno que pide para él.
Y: Hay una persona, no voy a decir el nombre, que nos pidió para la distri, y todavía nos debe dos mil pesos del BM. No es por falta de interés, pero aqui la gente no tiene dinero. Es dificil vender discos en México. Y en el resto de Latinoamérica es lo mismo. Ahora que Roger puso su distri, Vida Subterranea, puede que nos funcione mejor vender al mayoreo, pero aún así.. Cuando no hay dinero, no se puede dar más.

Hay gente que prefiere gastar su dinero en merchan para ir bien guapo, pero jamás tiene para discos, que es donde una banda refleja su trabajo. ¿Algunas palabras para ellos?

Y:¡Que chinguen a su madre! No, México siempre ha sido raro en ese sentido. El acceso a discos ha sido siempre limitado.
K: Y al visú no, es más accesible..

¿Qué es el visú?

Y: ¡Ah, bueno! Para los españoles que leen tu blog, por visú en toda Latinoamérica se conoce a la pinta Punk.
K: Al visual Punk, a la presentación. Pues a los que les interesa están ahí. Los demás valen verga.
Y: A los que nada más les importa las pintas, a los dos años son tatuadores o reggaetoneros con camisetas de Discharge. Aqui pasa mucho, pero supongo que en España también, ¿no? Si andas por la calle Fuencarral puedes ver unos reggaetoneros que escuchaban a Sin Dios hace quince años, ¿puede ser? Yo les diría que mejor no compren discos, si de todos modos luego los van a vender
K: O se van a quedar arrumados ahí, desperdiciados. Esta bien… ¡Qué bueno que no compran discos porque hay gente que si los quiere y los necesita!

Gente que pide el BM siete años después, mientras otro lo tiene ahí cogiendo polvo.

Y: Eso pasó. El BM cayó en un montón de manos incorrectas, por nuestra culpa.

Algunos de vuestros discos se han producido integramente en México, ¿Hay aún fábricas de vinilo aqui?

Y: Había una con la que hicimos hasta el 7″ de Tercer Mundo. Nuestra cuarta o quinta edición. Luego tuvieron problemas, vinieron unos gringos a verla, y se llevaron un montón de maquinaria para allá. Como la demanda allí es muy loca, es absurda, pues varias compañias de tamaño mediano, vinieron a llevarse la maquinaria de México.
K: Decían que ya nadie la usaba. Nosotros si, pero no tenemos dinero para comprar una planta de fabricación. Y ya no queda nada aqui.
Y: Después tuvimos que empezar a buscar amigos que nos ayudaran a editar en EE.UU. Hubo experiencias buena, otra malas. Ahora Paco Mus nos esta ayudando a editar cosas en Inglaterra, porque está jodida la cosa. Mandar hacer un disco allí, traerlo, y regresarlo a EE.UU o Europa, es un suicidio económico. Nos las hemos visto dificiles con eso.

¿Con qué sellos habéis colaborado y en qué términos?

K: Con Rafa, de Cabeza de Vaca Records, y con SPCH, de Baltimore.
Y: Con este último tuvimos una pésima experiencia…

A juzgar por la cara de dolor que has puesto al recordarlo diría que así fue.. ¿Qué pasó?

K: No diría que se aprovechó conscientemente, o si, no sé, pero él tenía ventaja geográfica y económica sobre nosotros totalmente, y no nos dio chance de vender el disco. Ese guey movió todo antes.

¿Qué edición fue esa?

Y: El Lp de Muerte. El disco esta bueno, pero nosotros lo odiamos porque hubo mucho stress, mucho dinero perdido, y nunca disfrutamos de que saliera. Fue una cosa fea.
K: Con el de Era del Vacío pasó exactamente igual.
Y: Si, fue triste porque no son discos malos, pero nos arruinaron. Lo hicimos con la gente incorrecta.

Otra cosa que me intriga es el renacimiento del cassete, un formato que todo el mundo debería saber que es una mierda…

Y: Nooo, ¿por qué?

Porque suena mal y es poco duradero, comparado con el vinilo.

K: Ah, ¿es que tu quieres oirlo todo perfecto?
Y: Mucho ruido de mierda, pero perfecto, ¿no? Es que tu escuchas cosas más limpias.

La verdad que si… Pero, ¿a qué creéis que se debe ese renacimiento?

Y: Mucho se debe a que es barato, pero también hay algo de moda. Una cosa importante es que a la gente le gusta editar, y muchas veces no hay dinero para un 7″. ¿Vas a editar un cd-r?
K: Es más obsoleto el cd-r que el cassete.
Y: Y tampoco hay que olvidar que el cassete esta Punk, es más culero (risas).

Supongo que es romanticismo también. Yo tuve muchas cintas grabadas, antes que vinilos.

K: Si, fue la primera experiecia.
Y: La única que había. Cuando sacamos el primer disco de Inservibles, no el del Farfollas, si no el verdadero, fueron doscientas cintas grabadas que regalamos por todo el mundo. En esa época estaba saliendo MySpace, Bandcamp no existía… Recuerdo que había oido hablar mucho de Sudor pero no pude escucharles hasta que conseguí el Ciudad Imperial.

Si, Sudor son duros en ese aspecto de mantener su música fuera de Internet.

Y: Claro, en esa época había que llegar al formato físico. Era importante que las cosas llegaran a muchos sitios, y editar y enviar cintas era más barato. Recuerdo que me costaba cincuenta varos mandar dos o tres cintas a Australia. Luego te respondían, y de ahí empezaron a editarnos sellos. A nosotros nos funcionó la cinta.

Cintas Pepe no tiene nada editado en cinta, ¿no?

K: Irónicamente no. Se planteó sacar el demo-ensayo de Arizmendi.

¿Quién son?

Y: Una banda que teníamos Luis, Manuel, Erik y yo. Una mierda, una basura..

Suena a apellido vasco…

Y: Es el apellido de un secuestrador mexicano muy famoso. El “mochaorejas”.

Hay muchos sellos hoy en día que se dedican a reeditar material antiguo porque se vende mejor, en lugar de apostar por bandas nuevas, ¿Creéis que falta riesgo en la edición de Punk?

Y: No, yo creo que más bien falta limitarse. Como te decía hace un rato, con los gringos específicamente, hay una saturación absurda de discos anuales de bandas que desaparecen inmediatamente. Y un montón de sellos editando esas mierdas. Entiendo que somos muy fetichistas acá los que compramos discos, pero creo que se ha banalizado demasiado.

Bandas que desaparecen rápido va también mucho con el espíritu efímero del Punk, ¿no?

Y: O igual también es una moda. El problema es que hay una saturación de ediciones de bandas que desaparecen en tres meses. Su demo es ya el 7″. Es una mierda. Es un gasto absurdo de recursos en algo que nadie va a recordar. El espíritu efímero del Punk, puede ser el disco de los Sex Pistols y cosas así…

Yo si me acuerdo de ese disco, casi a diario.

Y: Pero ahora dime quién se acuerda de alguna de esas bandas de Texas, como Crimers, que sacaron uno o dos 7″. Lo que le falta al Punk, especialmente al gringo, es mesurarse en eso. Y voltear a ver qué se hace en otros lados.

¿Hay algún estilo que os gustaría sacar con el sello, más allá del Punk?¿Algo gótico, cumbias?

Y: Hace tiempo le comenté a Kuble -Sabemos hacer lo del sello, aunque no muy bien, ¿y si hicieramos un sello, no de Punk, para vivir?- Pensamos en editar rarezas mexicanas que nos gustan un montón, como una antología de los Xochimilcas, ¿no?
K: Si, cosas locas y oscuras, que no te imaginarías.
Y: Algo así como los subsellos de Munster. Pero la verdad es que fue un sueño guajiro, como suele decirse. Igual cuando ganemos la loteria (risas).

 

 

Entonces, ¿alguna vez habeis pensado en Cintas Pepe como forma de ganaros la vida?

K: Va de la mano, como te decíamos. Si necesitamos pedir que nos prensen los discos en otros países, y de ahí los distribuyen, pues no es viable, ¿no?
Y: No conozco mucha gente que viva del sello. A lo mejor puedes tomar de ahí para una botella de whisky o unos tacos… (risas)
K:…una caguamita..
Y: Nosotros lo hemos hecho, y luego lo hemos sufrido después.

Cualquier cosa que tenga que ver con el Punk, que hoy es algo residual, no creo que sea viable.

Y: No, y es mejor que no tenga nada que ver con tu vida, porque inconscientemente podrías anteponer muchas cosas. Aunque suene romántico, y con la problemática que hemos tenido, para nosotros es mejor que siga así. Un sello DIY tiene su tiempo de vida, y hay pocos que duren tanto. Al igual que los grupos, también mueren.
K: No es algo seguro como para mantenerte.
Y: Es mejor sentir el riesgo de que en cualquier momento puede valer verga.
K: Además, esta bien hacer otras cosas. No dedicarte al Punk cien por cien. Para nosotros es algo que nos gusta un chingo y es nuestro, pero también es un escape. Si se vuelve el tema central de tu vida, sería algo de lo que también querrias escapar, y ya no tendría sentido, ¿no?
Y: Yo pienso ahora en varias personas que les haría bien escapar del Punk (risas). Es molesto encontrarte gente cuya vida es asi. Son aburridas las personas unidimensionales. Nosotros amamos el Punk, pero creemos que necesita tener su espacio para mantenerse en un estado puro. Nos dedicamos a otras cosas…

Estais involucrados en el colectivo de arte gráfico Joc Doc, si no me equivoco. ¿Ahi hay más salida profesional?

K: Yo solo como hobby.
Y: Si, yo he intentado un buen rato vivir de eso, pero lo veo muy dificil. Hay que dar las nalgas mucho. No me interesan las dinámicas del arte en México. Las únicas maneras de hacerlo son: o te dedicas a venderte en círculos terribles, o te dedicas a hacer miles y miles de productos con tus dibujos para venderlos en una tienda en línea. No se me hace muy chido. Una pasión como la gráfica podría terminar volviéndose.. no sé. Prefiero hacer mis dibujos y ya. Son una parte fundamental del sello también.

 

 

Ahí quería llegar.. El arte de vuestras ediciones tampoco pasa desapercibido. ¿Os encargáis vosotros o son las bandas quien se lo curran?

Y: La mayoría de las veces nos hacemos cargo nosotros.
K: Salvo que ellos tengan algo en mente.
Y: Para Tercer Mundo y Morbo los hicimos nosotros. Para Cremalleras, Violeta mandó un dibujo que estaba chido, pero le dijimos que no. La broma del destino es que la serigrafía fue la peor que hicimos. El que cortó el papel lo hizo mal, y salió medio culero… ¡pero al final se ve Punk! El de Riña corrió a cargo de ellas porque ya tenian una idea bien clara. Nunca lo quieren decir, y se me hace bien chafa que no lo hagan. Lo hicieron unas chicas que estan presas en Sta. Marta creo, que nunca oyeron la música, pero si les mandaron las letras. Y con lo que ellas interpretaron, hicieron el arte. Hay un montón de gente que le va a parecer bien curiosa la portada porque no sabe de qué va, y es una buena historia. Igual ellas piensan que es explotar un poco esa historia, pero yo creo que esta chido.

La elección de los materiales de las portadas y demás, también es intencionada, ¿no?

Y: El otro día una persona de Valencia que escribía reseñas para vender nuestros discos, decía -el material muy mierdoso porque no es adecuado para los discos-. Asi nos lo propusimos desde el principio. Quisimos editar en lo más barato para que el nerd más nerd de los discos nunca pudiera tener una copia perfecta. Que pague miles de pesos por basura. Es el cartón más barato para el que nos alcanza, pero también para que en Discogs nunca pueda estar en perfecto estado.
K: El Mint o el VG no existen en nuestras ediciones.
Y: ¡A la verga! Están en very poor latinoamerican condition (risas).

México tiene una larga tradición de publicaciones que podríamos calificar como pseudoperiodísticas, de una crudeza gráfica bastante exacerbada. Ese tono escabroso, ¿os inspira a la hora de hacer el arte para las ediciones?

Y: Si, a mi me encanta la nota roja. Es algo cultural. Hace tiempo leí que en Latinoamerica existen muchos de esos periódicos, pero es en México y el Sudeste asiático donde más se consumen. Las portadas del Punk de nota roja son ya viejas. La del Lp de SS-20 es una foto de uno de los estudiantes que mataron en el 68. Es en la morgue y salió en Alarma.

¿Encajan bien con lo que transmite el Punk?

K: Van más con la realidad porque son cosas que pasan. Estan ahí, pero mucha gente lo obvia.
Y: La nota roja acá es más bien un método de control social. Esta ahí todo el rato, por todos lados, para que te des cuenta en qué ciudad estás, en qué país, y lo que podría pasarte si te portas mal.

Al final, ¿no te acaba insensibilizando contra esas realidades?

Y: Yo creo que la realidad es más insensibilizante que la nota roja, que al final se vuelve una cosa chistosa.
K: Los encabezados cada vez son más creativos para burlarse de los muertos.
Y: El de hoy, sobre los gueyes que se mataron en Reforma, en vez de “Rápido y Furioso”, decía “Rápido y Destrozado”, o no sé que mierdas… Pero eso también va muriendo porque la gente aqui quiere volverse más primermundista. Y Alarma acabó en 2013 porque murió el director.

 

 

Otra de vuestras actividades habituales es montar conciertos. La gente me ha dicho que ahora en el DF todo esta muy activo, a ratos hasta demasiado, pero que no siempre fue asi. ¿Cómo lo veis vosotros en la parte de la escena que os movéis?

Y: Ahorita viene para abajo completamente..
K:…Si, hubo una escisión, varios cismas… Todo esta despedazándose (risas). Hay muchas tocadas pero hay que mirar la calidad.
Y: Ahora yo veo un chingo de flyers que son tan terribles como los de los conciertos de cuando nosotros empezamos, y decíamos -esto es una mierda, hay que hacer un grupo porque esto es horrible…- Ahora es lo mismo, pero con bandas nuevas. Es todo cíclico. Dejando otras dinámicas aparte, yo creo que una pequeña escenita empieza a crecer, revienta, todo el mundo hace grupos, hay una saturación, y empieza a decaer. Se banalizan muchas cosas, se dan por hecho, y de repente todo se convierte en una fiesta gigantesca.
K: Ya nada se hace con dedicación o esfuerzo. Es solo esperar a que pasen las cosas, y cotorrear, nada más.
Y: Yo no veo mal la fiesta, pero la gente se empieza a aburrir. Es como el sampleo ese del Lp de los Rizillos de la pelicula de Mark Walhberg -y de repente empiezas a ver menos gente en los conciertos, gente más culera…- Y cuando te das cuenta estás como hace seis años. No lo veo mal, pero ya llegamos al pico y viene la bajada inevitable.
K: Eventualmente se reorganiza todo, crece, se colapsa…
Y: Si nos hubieras preguntado hace tres años, te diríamos -no, ¡viene lo mejor!-
K:-…eso nunca va a pasar…-
Y: Todo el mundo esta en la negación, pero viene una época oscura.
K: Esta bien porque así saldran bandas más chidas.
Y: Lo que yo rescato es que ahora, gracias a Internet, y a que ha habido exposición de la gente a grupos que han venido, habrá algunos grupos. No con la misma intensidad, pero tampoco habrá sequia total. Cuando nosotros empezamos con estas madres, no pasó lo mismo.
K: Además corremos el riesgo de emular la pinche banalización gringa. Que salgan muchas bandas pero ninguna valga la pena.
Y: Al final el chiste es que la gente se exprese de la manera que sea y en su contexto. Si el contexto es decadente, la expresión será decadente. No tiene nada de malo, es solo un reflejo de lo que pasa. Es verdad que hay la idea de que estamos en un momento de iluminación, pero se están fundiendo muchos focos.

Pues tras este vaticinio para el Punk en el DF, sigamos con los conciertos. Los portazos (N. de R: entrada en tromba y sin pagar por parte de nutridos grupos de punks compinchados) es otra de las pasionales cosas que ocurren en el Punk mexicano, ¿habéis vivido alguno?

Y: Es chistoso lo de que se alien. Una vez nos tocó uno a nosotros. Fue una rabia muy gacha, pero tampoco pasó nada.
K: Además lo habíamos predicho.
Y: Fue la vez que vino Juanita y Los Feos con The Mob.

¿Cómo? He visto los de GBH, Eskorbuto, Kaos Urbano.. pero, ¿un portazo para ver a Juanita y los Feos? Eso si que no lo esperaba (risas).

Y: La gente que hizo el portazo iban a ver a The Mob. Nosotros estábamos en la puerta, pero ¿sabes que fue lo peor? Que quienes hicieron el portazo era gente que conocíamos.
K: Entraron así bien violentos, pero luego nos saludaron al pasar.
Y: Saludaron con la mirada hacia abajo. Es que era en un lugar donde no hacíamos conciertos normalmente, y la fachada era como de lugar grande. Ellos no nos vieron hasta que entraron y ya fue como -ah, ¿que pasó?- Y algunos empezaron a pagar.

Pero, ¿cómo veis que sucedan en general?

Y: Pues igual si contextualizas que esta entrevista es antes del concierto de Qloaca Letal, y que cuesta 250 pesos… Con diecisiete años, a veces, no los tienes, ¿no? La mayoría de portazos son merecidos, porque obedecen a una lógica bastante estúpida por parte de los organizadores mexicanos de no tener diálogo con la gente, y de no estar dispuestos a bajar el precio. Nosotros cuando hacemos los conciertos pequeños que solemos hacer, si alguien no tiene dinero, se le pasa y ya.

No sé porque, pero pensaba que estaríais más en contra de los portazos.

Y: No, están bien… Además es una tradición, ¡y en México somos tradicionalistas!
K: Hay que mantener vivas las tradiciones. Si se pierde el portazo, ¿qué vas a hacer?¿pagar?(risas)

Una vez me contásteis que una muchedumbre furiosa por no poder entrar al concierto le arrojó a Peter Murphy, desde un segundo piso al escenario, un trompo de carne al pastor (N. de R: típico rollo de carne inmenso similar al del doner kebab, pero de cerdo, con el que se hacen tacos) ¿Eso sigue pasando?

Y: A Peter Murphy solo le cayó la salsa. El trompo le cayó a la gente cercana al escenario. Y al final la gente que lo lanzó consiguió entrar al concierto.

¿La gente debería tener miedo cuando venga a tocar aqui?

Y: Es como la canción del TRI -puede pasar todo, o puede pasar nada- Yo animo a la gente a venir.
K: Puede ser una buena experiencia, algo divertido…

¿Creéis que hay bandas que temen venir a México?

Y: Si, un montón. Es que han pasado cosas (risas). En general, el norte es peligroso. No me acuerdo que pinche grupo vino cuando Roger tocaba en Antimaster, que entraron los Zetas (N. de R: organización mafiosa dedicada al narcotráfico principalmente) con ametralladoras. En el DF puede pasar alguna que otra cosa mala. Hay que entender que esto es el tercer mundo. A pesar de que haya libaneses y judios en Polanco viviendo vidas loquísimas, si hay mucha miseria y crimen. Pero yo creo que la gente tiene que venir aqui y ver cosas que no van a ver en otros lados, como si van a girar por octava vez a la Costa Oeste de EE.UU. ¿Cuál es el chiste de tener una banda e ir siempre a los mismos sitios y saber qué va a pasar?

¿Hay otras anécdotas del calibre de la de Peter Murphy?

Y: Si, cuando vinieron Sin Dios, en 2004, la organización sacó una pistola para controlar el portazo. Esa vez estuvo bien loca. Y cuando vinieron Casualties, en 2004 0 2005, los policias soltaron perros contra los punks.

¿Esa vez que un chico sermoneó al cantante en el escenario?

Y: Si, pero no fue en esa tocada sino en otra en el centro. No mames, hay tantas que ni siquiera las recuerdo… En el concierto de Drop Dead unos punks que no pudieron entrar, ni hacer portazo, quisieron quemar la puerta del lugar. La sala se llenó de humo, nos afixiábamos, y pensábamos que ibamos a morir en una tocada (risas). Al final hubo desmayados, pero no pasó a mayores. Aunque fue impresionante. Una semana después fue la tragedia en el concierto de Doom, en Chile, donde murieron no sé cuantas personas por un portazo.

En alguno de vuestros comunicados por redes sociales he visto cierta acritud contra gente que es más un lastre en la escena que un apoyo, ¿Hay mucha gente que sobra o no es bienvenida?

Y: Esa pregunta esta bien brutal… Naaa, la única agente que no es bienvenida es la que causa problemas de cualquier índole. Hay gente que no considera que lo que va a ocurrir en un concierto merece retribución alguna. Para ellos ir a un concierto es casi casi como ir a ver a unos idiotas sin otra capacidad que la de pararse como pendejos ante un montón de gueyes y hacer el ridículo. Y no es así. Hay un esfuerzo, mayor o menor. Pero la gente que no quiere pagar no son los punks de la calle que estan moneando, inhalando o ebrios. Ellos pagan lo que pueden normalmente. Son otros que si pueden pagar pero que no consideran que vale la pena. Esa es a la gente que me refiero cuando he escrito algo.
K: A veces se ha pasado a veinte gueyes por diez pesos. No hay problema. Tampoco hacen problemas graves dentro. Es más bien gente que viene de fiesta loca, compra cocaina a madres, y luego no puede pagar treinta pesos. Eso esta mal.
Y: Gente que ni le interesa el concierto. Están ahí para la fiesta de después.

¿Tenéis unas últimas palabras motivacionales para que los jovenes se animen a editar discos, fanzines, montar conciertos…?

Y: Yo creo que es muy fácil hacer todas estas cosas que algunos hacemos, y la verdad es que para la gente de países como México tiene consecuencias más chidas de lo que se piensa. Puedes salir a conocer otras realidades que, tal vez, hasta puedan cambiar tu vida. ¿Estaba sonando una canción de Michael Jackson mientras dije eso?(risas)(N. de R: Efectivamente sonaba Will You Be There en el bar en el que hacíamos la entrevista, lo que le dio a las palabras de Yecatl un aura entre emotiva y cómica).
K: Hay gente para la que no es fácil ni siquiera hacer lo mínimo…
Y: ¡Ay, Kuble, no digas eso en una entrevista!(risas). Por poco esfuerzo y mucha pasión, puedes llegar a cambiar un montón de cosas. Salir y viajar es muy importante porque se empiezan a caer muchas malas concepciones que se tienen sobre la vida. A mi lo mejor que me han dado estos esfuerzos que, repito que no son tan grandes, porque hay quien piensa que es una cosa superpesada, ha sido el salir con mis amigos a pasarmela muy bien en otros lugares, y conocer gente muy chida que te abre un montón de maneras de pensar. Estar en otro país cotorreando, y haciendo lo mismo que aqui pero viendo otras madres… ¡Y que se lo debas a estar unas horas tomando cerveza y tocando!¡No mames! Esta chido porque hay muchas maneras de privilegio ahí.. El Punk te permite ciertos privilegios, y eso es algo que muchos punks no saben.

Anuncios

2 pensamientos en “Cintas Pepe: “Existe la idea de que estamos en un momento de iluminación para el Punk en México, pero se estan fundiendo muchos focos”

  1. Pingback: Primicias en Mundo-Disco. Abril 2017 | 1 Minuto de Gloria

  2. Pingback: Riña: “Las últimas bandas no se preocupan de lo que pasa a su alrededor” | 1 Minuto de Gloria

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s