Zombies del Punk.

A la espera de reunir unos cuantos conciertos para comentar en mi sección y en vista de que estamos teniendo un inicio de año muy malo en cuanto a visitas de interés se refiere, lo que voy a hacer es comentar conciertos a los que no pienso ir para que no os sea tan insoportable mi ausencia.

Mira que soy fan y que he disfrutado en sus conciertos, pero no sé qué me parece más patético, que vuelvan a tocar los DWARVES o los REZILLOS en Madrid. Queda claro que no pienso ir ni aunque me paguen, ¿no?

El primer concierto de Dwarves en Madrid, el de la gira Sub Pop del 93, lo tengo en el número 1 de mi lista favorita de conciertos, pero a día de hoy son una sombra de lo que eran. En vez de tocar 20 minutos a toda hostia, destrozando las canciones y pegándose con el público, ahora tocan 40 minutazos y hasta hacen bromas con la gente. Blag Dahlia se tira al público y la gente le coge, en lugar de tirarle al suelo, pisarle y robarle el micro como pasó en ese concierto del 93. Vale, los enanos siguen sacando discos, no se puede hablar de una reunión al uso. Aunque sí que se separaron cuando sacaron The Dwarves Must Die, pero fue para volverse a juntar y seguir sacando discos cada vez más aburridos. Y no hablemos ya de los mil cambios de formación. Y mira que si se hubiesen retirado a tiempo, quizá tras el Good Looking, se habrían convertido en una leyenda, mucho más grande de lo que son ahora, que son una puta parodia de sí mismos. Basta ya de insultarnos, joder. Estos no son los Dwarves.

El año pasado disfruté con los Rezillos, sí. Quizás más que las veces anteriores, por ser la sala más pequeña y por llevar un tiempo sin verles, pero no puede ser que le cojan vicio y vengan todos los putos años a pasarse unas mini vacaciones a costa de nuestros bolsillos. ¿Hasta cuándo piensan arrastrar el puto cadáver de un grupo que tuvo su momento hace ya 40 putos años?

Venga, que ya huele, joder. Y no porque esos trajes nuevaoleros retrofuturistas les queden fatal a su edad, si no porque tuvieron su puto momento, joder. Asumidlo de una puta vez.

Y lo digo con la boca pequeña porque sé que si vienen como Revillos, picaré e iré, porque no les he visto con ese repertorio. Vale, sí, soy tan culpable como ellos. Si no pagásemos por verles, no vendrían. Pero coño, todo tiene un límite. No estoy en contra de las reuniones de viejas glorias, ya que te permiten ver a grupos que no viste en su época, y he ido a muchas. Pero hacedlo una vez. Haced una gira y punto. No podéis repetirlo todos los años porque deja de ser especial. Porque se convierte en una puta mierda. Como pasó con los Dictators. Que por cierto ahora tocan como Dictators NYC, siendo más patéticos todavía.

Ya sé que debe molar mucho darse baños de multitudes. Incluso algunos grupos, convertidos en leyenda, tienen más éxito hoy que en su momento. Pero igual que deja de ser especial para el público, si se repite muchas veces, deja de ser también especial para ellos, ¿no? Si sumamos las edades de los músicos de un Rebellion Fest igual ni nos caben en una calculadora de esas pequeñas. ¿Para cuándo una reunión de Mozart con su antigua banda?

Con toda esta puta mierda de zombies en los escenarios, el puto negocio de la nostalgia, lo único que estamos consiguiendo es que los grupos de hoy, aquellos que están ahora en su momento, pasen desapercibidos. No puede ser que vengan a tocar Lumpy and the Dumpers y ni se medio llene una sala pequeña, mientras que estos fulanos siguen petando salas y dejando su olor putrefacto y naftalínico por donde quiera que van. O que toquen Acrylics y seamos menos de 20 personas en la sala…

 

 

Por no hablar de los putos festivales de masas (festivales, que por fortuna no piso), en donde los cabezas de cartel son todo estrellas de los 90. ¡Que han pasado casi 30 años! ¿Qué mierda es esta? Es que le echas un vistazo al cartel del MadCool y parece que se trata de una edición del Festimad en plenos años 90. Que si Pearl Jam, que si Nine Ich Nails, que si Massive Attack, que si Queens of the Stone Age, que si At The Drive In… joder, hasta tocan Depeche Mode que son de los 80.

Si al menos fuesen grupos Punk… Ah, no, espera, que esos ya tocaron el año pasado: Tocaron Green Day y Rancid, y también Dinosaur Jr y los Foo Fighters… Tela.

Aún recuerdo el concierto de Rancid en el Festimad del 96. Lo cierto es que fue increíble, en su mejor momento, sin duda. Pero joder, es que han pasado más de 30 años de eso… Tim Armstrong sigue con el mismo gorrito de lana (ahora con barba, eso sí) y la guitarra de adorno colgada por debajo de las rodillas cantando con la voz ronca aquello de “black coat, white shoes, black hat…” ¿No te cansas ya? Porque lo que la gente sigue reclamando son los temas de los 90, no los nuevos que no le importan a nadie. ¿No te aburre tocar lo mismo siempre?

Hay quien dice que la culpa es de que no hay un relevo generacional (que no lo hay, en este país al menos). No lo hay ni en el Punk, ni en el Rock en general. Dicen que los festivales se petan con grupos viejos porque el público es lo que quiere ver, sus recuerdos de juventud. El negocio de la nostalgia, vamos. Hay quien incluso va más allá y dice que el público con dinero, el que puede permitirse las entradas tan caras, es un público ya de treinta y muchos y cuarenta y tantos y es quien demanda los productos de sus años mozos.

Vale, pues yo digo que eso es una puta desfachatez. Tengas 40 o tengas 15, si te gusta la música, sigues escuchando música y eso incluye a grupos nuevos. Vale que te gusten los de los 90, o los 80 o los 70 (no hablemos ya de esos festivales de momias en donde solo tocan bandas de los 60…), pero también te gustarán los de este siglo, ¿no? ¿O es que no hay ni un grupo de este siglo que te guste?

Aunque, por otro lado, debo decir que, y aquí les doy un poco la razón, es verdad que si te gusta un estilo determinado del siglo XX (en el siglo XXI no hay estilos nuevos dentro del Rock) prefieres oír a los originales que a las imitaciones. Pero ¿hasta qué punto? ¿Prefieres ver a unos zombies sin dientes estropeando su legado, arrastrando sus pellejos sobre el escenario o a una banda que está en su mejor momento?

Porque tiene tela ver a Menace cantando lo de Last Year Youth todo viejos. ¿Hasta cuándo piensan alargar estos señores su último año de juventud? Jajaja. Que una vez vale (yo me lo pasé pipa viéndoles hace unos años), pero de ahí a repetir una y otra y otra y otra vez…

Y luego, lo del precio de las entradas. Vale que los festivales son caros, pero es que luego toca un grupo de esta década en una sala y cuesta 6 putos euros y tampoco va nadie. Tocan unos dinosaurios por 25 y se peta. No es cuestión de quién tiene dinero o quién no. Es cuestión de a quién le interesa la música y a quién solo la puta nostalgia.

Y por lo que se ve, sobre todo en el Punk, lo que sigue vendiendo es lo viejuno. Y no se puede decir que los grupos de ahora sean solo malas copias de los de antes. Creo que en estos últimos años hay una buena hornada de grupos que se esfuerzan por ofrecer cosas nuevas, interesantes y de calidad, pero la gente no se fija en ellos. Al menos no en el Punk, ya que en otros estilos sí se les tiene en más consideración. ¿Se ha convertido el Punk en un reducto de jubilados sin ganas de nada? Pues igual, sí.

Y volvemos a lo de antes. La gente no se fija en las bandas nuevas porque las bandas viejas, aquellas que ya tuvieron su momento, se han reunido de nuevo para quedarse y para hacer sombra a los grupos de hoy. Cuando nos preguntan por grupos de los 70, 80, 90… podemos citar grandes bandas de aquellas décadas, un puñado de ellas. Cuando nos pregunten por bandas de este siglo, ¿qué vamos a decir? No hay grandes nombres que puedan hacer sombra a monstruos del calibre de Sex Pistols, Toy Dolls, Exploited, Bad Religion, Dead Kennedys, NOFX, Rancid… Y no los hay no porque sean grupos peores o meras imitaciones (que también muchas veces), si no porque aquellos siguen tocando y ocupando el lugar que, por época, les correspondería a los de ahora.

Alguno dirá que en los 70 y los 90 el Punk estaba de moda y por eso había grupos superventas. Pero es que es la pescadilla que se muerde la cola. No es que ahora no haya supergrupos en la escena porque no esté de moda el Punk, es que el Punk no está de moda porque nadie hace caso a los grupos emergentes.

Qué puto asco con tanto cadáver circulando por ahí.

Pues eso. ¿Hasta cuándo?

Mgrtn.

 

Ilustración de Stephanie Mannheim.

 

Anuncios

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.