‘Rastros de Carmín’, Greil Marcus

‘El Punk no era solo gente guapa que se convertía en fea, como las Slits o Gaye Advert. Eran gordos, anoréxicos, cubiertos de pústulas de acné, tartamudos, cojos, gente con cicatrices y heridas. Lo que su nueva decoración subrayaba era el fracaso ya grabado en sus caras’

Anuncios